Mentiras sobre la prostitución: 1) Equiparar la prostitución con la trata de personas

Actualizado: 20 sept

La mayoría de las prostitutas eligen su trabajo. La verdadera inmoralidad de la trata de personas debería ser la explotación de las inmigrantes de países pobres.

Mapa mundial de las leyes sobre la prostitución
Celeste: despenalización - no se penaliza la prostitución. Verde: legalización - la prostitución es legal y regulada. Azul: abolicionismo - la prostitución es legal, pero actividades organizadas como los burdeles y el proxenetismo son ilegales; la prostitución no está regulada. Naranja: Modelo Nórdico - es ilegal comprar sexo y la participación de terceros, es legal vender sexo. Rojo: prohibicionismo - prostitución ilegal. Gris: la legalidad varía según las leyes locales. Wikimedia Commons, by Numberguy6. Creative Commons Attribution-Share Alike 4.0.

Diferencias entre prostitución y esclavitud sexual

La gran mentira sobre la prostitución es equipararla con la trata de personas.

Ha sido denunciada en prestigiosas revistas médicas, como The Lancet (Butcher, 2003; Steen et al., 2015) y otras (Decker, 2013). Pero los políticos no hacen caso. Usan las palabras “prostitución” y “tráfico” indistintamente, como si fueran lo mismo.

Es cierto que algunas prostitutas son obligadas a ejercer este trabajo. Las definiciones comunes de tráfico sexual se basan en dos criterios distintos: 1) menores que son explotados sexualmente (Willis y Levy, 2002), o 2) adultos que realizan trabajo sexual "en condiciones de fuerza, fraude o coerción" (Decker, 2013; Steen et al., 2015). El trabajo sexual forzado no debe llamarse prostitución, sino esclavitud sexual.

Los científicos también han señalado que esta mentira tiene graves consecuencias, no solo para las trabajadoras sexuales, sino también para la población en general, porque socava gravemente la prevención del SIDA y otras enfermedades de transmisión sexual (Ditmore y Saunders, 1998; Steen et al. ., 2015).

¿Qué porcentaje de prostitutas son involuntarias?

La excusa para esta confusión deliberada es que la mayoría de las prostitutas son traficadas, como proclamó El País en su editorial del 4 de septiembre de 2018, sin prueba alguna. De hecho, no está nada claro cuántas mujeres a las que se les paga por sexo son obligadas a hacerlo ("traficadas"). Esto no es casualidad. Da la impresión de que investigar sobre este tema se suprime de forma deliberada. O quizás sea que es extremadamente difícil hacer estadísticas sobre un negocio en el que el trabajador, el cliente y el empresario corren el riesgo de ir a la cárcel. las pocas veces que se investigación este tema es en países en vías de desarrollo del sur de Asia, como la India, Tailandia o Bangladesh (Decker, 2013). Luego, sus conclusiones se aplican automáticamente a la hora de crear legislación en Europa y Estados Unidos.

Un estudio realizado por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, Trata de personas hacia Europa con fines de explotación sexual (detalles en las páginas 7-9) aborda la dimensión de la prostitución en Europa y el porcentaje que sería explotación sexual.

  • Número de víctimas de trata identificadas en Europa occidental y central (en 2006): 7,300 víctimas.

  • Suponiendo que sólo se identifica una de cada 20 víctimas, la cifra total sería de 7,300 x 20 = 146,000 víctimas. Esta suposición es del informe de la ONU, no mía.

  • Número estimado de prostitutas en 25 países europeos: 700,000 prostitutas. Extrapolando a la población total de Europa, daría alrededor de un millón de prostitutas.

  • 146,000 víctimas / 1,000,000 prostitutas = 14.6% de las prostitutas son víctimas de explotación sexual en Europa.

En un estudio realizado por Aella en su blog Knowingless, se comparan diferentes fuentes para la cantidad de prostitutas traficadas en los EE. UU.:

“Entonces, en los EE. UU.: el informe Trafficking In Persons (Trata de personas) dice ~ 16,000 traficadas al año (si asumimos que pasan 2 años en esta situación, serían ~ 32,000 mujeres traficadas con fines sexuales). El informe del Centro de Derechos Humanos dice que 4,600 mujeres son objeto de trata sexual, el estudio de Ohio dice (¿quizás?) ~76,000 son objeto de trata sexual, y el mío dice ~39,000 son objeto de trata sexual. No sé si promediar esto es correcto, pero lo hice de todos modos, eso nos dejaría con 37,900 mujeres traficadas (o ~0.01 % de la población de EE. UU.)". What Percentage of Sex Workers in the US are Trafficked (¿Qué porcentaje de trabajadoras sexuales en los EE. UU. son traficadas?) por Aella.

Aella estima que el número de trabajadoras sexuales en los EE. UU. está entre 830,000 y 1,200,000, que es similar al número de Europa. De estas cifras concluye:

“Entonces: dada mi estimación de la prevalencia del tráfico sexual, calculo que alrededor del 3.2% de las trabajadoras sexuales activas en los EE. UU. son objeto de trata sexual”. What Percentage of Sex Workers in the US are Trafficked? (¿Qué porcentaje de trabajadoras sexuales en los EE. UU. son traficadas?) por Aella.

Usando los números que da Aella, los límites superior e inferior del porcentaje de prostitutas víctimas de trata en los EE. UU. serían 9.5% y 0.38%. Incluso el porcentaje superior es más bajo que la estimación del estudio de la ONU en Europa. Yo creo que asumir que sólo se identifica 1 de cada 20 víctimas es incorrecto. Esta suposición es una mera conjetura y puede cambiar significativamente los porcentajes resultantes.

En cualquier caso, incluso las estimaciones más altas muestran que es falso equiparar la prostitución con la trata de personas. La gran mayoría de las prostitutas eligen este trabajo voluntariamente.

La verdadera trata de personas: la inmigración de países pobres

Un hecho que rara vez se discute sobre la trata de personas es que mucha gente quiere ser traficada. Quieren emigrar de los países pobres de África, el sur de Asia, América Central y Sudamérica a los países ricos de Europa y América del Norte. Están tan desesperados que están dispuestos a arriesgar sus vidas para conseguirlo.

Ser explotadas laboralmente, incluido en el trabajo sexual, no es lo peor a lo que se enfrentan. Mucho peor es morir, perder a sus hijos, ser esterilizadas a la fuerza, o ser encarceladas a manos del mismo Estado que santurronamente predica contra los horrores de la prostitución.

Las mujeres indocumentadas de México o América Central que cruzan la frontera hacia los EE. UU. asumen que es muy probable que sean violadas en el camino. Estas mujeres, y las que cruzan el Mediterráneo en precarias embarcaciones para llegar a España, Italia o Grecia, tienen que entregar grandes sumas de dinero a sus coyotes o contrabandistas. A menudo, no tienen dinero a mano, por lo que asumen una deuda con los contrabandistas. La prostitución es simplemente una forma rápida de pagar esa deuda. Habrá quien diga que esto es sexo bajo coacción, pero el hecho de que el sexo esté involucrado no es el principal problema moral en esta situación. Lo importante es la injusticia económica que fuerza a la gente a llegar a estos extremos.

Ha habido casos en los que mujeres inmigrantes han sido encerradas en fábricas secretas y obligadas a trabajar largas horas cosiendo en lo que puede describirse como la esclavitud moderna. Otras mujeres han sido obligadas a trabajar como criadas internas en casas de ricos. A menudo, les quitan sus hijos para chantajearlas.

La inmoralidad de confundir prostitución y trata de personas

La mayoría de las prostitutas lo son voluntariamente.

La mayoría de las mujeres en la trata de personas no son prostituidas.

Estas dos cosas se confunden a propósito para promover una ideología represiva que de otro modo sería tremendamente impopular.

Este es un gran fracaso ético. Implica hacer la vista gorda ante una injusticia mayor que la explotación sexual: la gran diferencia de riqueza entre los países ricos y los países pobres a los que colonizaron en el pasado y que siguen explotando económicamente.

El hambre y la violencia hacen que la vida en algunos de estos países pobres sea tan dura que los riesgos de la migración son la opción más racional.

Si vivieras allí, tú también querrías ser parte de la trata de personas.

Referencias

  • Butcher K (2003) Confusion between prostitution and sex trafficking. Lancet 361:1983.

  • Decker MR (2013) Sex trafficking, sex work, and violence: evidence for a new era. Int J Gynaecol Obstet 120:113-114.

  • Ditmore M, Saunders P (1998) Sex work and sex trafficking. Sex Health Exch:15.

  • Steen R, Jana S, Reza-Paul S, Richter M (2015) Trafficking, sex work, and HIV: efforts to resolve conflicts. Lancet 385:94-96.

  • Willis BM, Levy BS (2002) Child prostitution: global health burden, research needs, and interventions. Lancet 359:1417-1422.

13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo